Entrevista exclusiva con María José Fernández

Entrevista exclusiva con María José Fernández

Directora General de la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI)


“Desde la Asociación vemos que el periodo de 2020 al 2022 será un proceso de consolidación de todos los proyectos, y estaremos haciendo inversiones puntuales partir de la terminación de los que ya están en marcha”.

Para la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI), una de las principales prioridades en los próximos años es seguir impulsando el desarrollo urbano integral, mediante la construcción de proyectos modernos, sustentables, resilientes, que satisfagan las actuales necesidades de la sociedad en cuanto a espacios, convivencia y movilidad, en rubros como vivienda, oficinas, centros comerciales, usos mixtos, parques industriales y desarrollos turísticos.
Así lo explicó a EQUIPAR, María José Fernández, Directora General de la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI), quien agregó que otro de los objetivos importantes de la ADI es mantener al sector inmobiliario, particularmente los integrantes de la ADI, como un actor y acompañante relevante en la tarea de impulsar la recuperación para incentivar el crecimiento sostenido de la economía nacional, a partir del acompañamiento profesional y responsable a las autoridades de todos los niveles y órdenes de gobierno.

¿Cuáles serían los principales retos que enfrentará la ADI en el corto y mediano plazo?

Los retos que vemos hacia adelante como industria son complejos, pero también son muchas las cualidades y fortalezas que como sector tenemos, y que nos han permitido hacer frente a los obstáculos que hemos atravesado en los últimos años, particularmente en un contexto adverso a partir del surgimiento de la pandemia de Covid-19, que ha impactado fuertemente a la economía y la sociedad en nuestro país y a nivel global. No obstante, nuestra capacidad y perfil resiliente nos han permitido revertir muchos de estos efectos y seguimos trabajando para remontar los que quedan.
Algunos de estos retos son: el que se generen y garanticen condiciones que den certeza y seguridad a las inversiones, mediante la agilización por parte de las autoridades, del otorgamiento de permisos y licencias para acelerar nuestra capacidad productiva, generadora de crecimiento, empleo y bienestar para los ciudadanos, para lo cual desde la ADI hemos impulsado el aprovechamiento de las facilidades administrativas emitidas por las autoridades -como las de la CDMX- para impulsar la reactivación del sector.
Otro reto es la reactivación de la demanda de vivienda, en lo cual seguimos trabajando para darle certeza y echar a andar a la economía del país, para que los posibles compradores se sientan más seguros de hacer inversiones en activos a largo plazo; y trabajar en condiciones que generen certeza al comprador, no solo en cuanto a la tenencia de la futura propiedad, sino también en que la población económicamente activa tenga certidumbre de que habrá estabilidad económica, es decir, que sienta certidumbre sobre su empleo a mediano y largo plazo.

¿Cuáles serían los principales retos que enfrentará la ADI en el corto y mediano plazo?

Los retos que vemos hacia adelante como industria son complejos, pero también son muchas las cualidades y fortalezas que como sector tenemos, y que nos han permitido hacer frente a los obstáculos que hemos atravesado en los últimos años, particularmente en un contexto adverso a partir del surgimiento de la pandemia de Covid-19, que ha impactado fuertemente a la economía y la sociedad en nuestro país y a nivel global. No obstante, nuestra capacidad y perfil resiliente nos han permitido revertir muchos de estos efectos y seguimos trabajando para remontar los que quedan.
Algunos de estos retos son: el que se generen y garanticen condiciones que den certeza y seguridad a las inversiones, mediante la agilización por parte de las autoridades, del otorgamiento de permisos y licencias para acelerar nuestra capacidad productiva, generadora de crecimiento, empleo y bienestar para los ciudadanos, para lo cual desde la ADI hemos impulsado el aprovechamiento de las facilidades administrativas emitidas por las autoridades -como las de la CDMX- para impulsar la reactivación del sector.
Otro reto es la reactivación de la demanda de vivienda, en lo cual seguimos trabajando para darle certeza y echar a andar a la economía del país, para que los posibles compradores se sientan más seguros de hacer inversiones en activos a largo plazo; y trabajar en condiciones que generen certeza al comprador, no solo en cuanto a la tenencia de la futura propiedad, sino también en que la población económicamente activa tenga certidumbre de que habrá estabilidad económica, es decir, que sienta certidumbre sobre su empleo a mediano y largo plazo.

Por favor señale cuál es el aporte actual de la ADI al desarrollo de México en términos del monto de sus inversiones, empleos generados, etc.

La inversión de la ADI proyectada para los siguientes años (2022 y 2023) asciende a más de 19 mil millones de dólares, de los cuales el 52% está invertido en 118 desarrollos en obra, y 48% en 129 desarrollos en proceso de trámites y licencias, en proyecto y proceso de revaluación. Podemos decir que la inversión de los socios ADI representa el 70% de la inversión en el sector de la edificación urbana a nivel nacional. Somos un sector clave de la economía mexicana, nuestra actividad impacta a 48 ramas de la industria y representa el 16% del PIB nacional. Los socios ADI generan más 260 mil empleos tanto directos como indirectos.

¿Cuáles son actualmente las principales ciudades de México en cuanto a inversiones de la ADI, así como los tipos de proyectos que más se están desarrollando?
El Top 5 de estados por el monto de las inversiones son: CDMX 62%, Estado de México 11%, Quintana Roo 7%, Yucatán 4% y Jalisco 4%. En cuanto a la inversión por giros, tenemos: Usos mixtos (49%), habitacional (33%), comercial (6%), industrial (5%), oficinas (3%), hoteles (3%) y hospitales (1%).

¿De qué manera la ADI apoya y promueve la construcción sustentable, para tratar de generar un menor impacto ambiental en sus desarrollos?
Los socios de la ADI tenemos un claro compromiso con la sustentabilidad, propio de nuestro perfil altamente responsable y comprometido con la sociedad y su sano desarrollo. Por ello, además de promover entre nuestros socios el cumplimiento de las regulaciones ambientales, podemos decir con orgullo que los desarrolladores ADI se han distinguido por implementar proactivamente el uso de materiales, diseños y técnicas innovadoras para ofrecer al mercado proyectos con enfoque sustentable.

¿Qué nos puede decir acerca de la responsabilidad social (RSE) de las empresas afiliadas a ADI? 
De igual forma, como parte de nuestro compromiso con México y su gente, nos hemos enfocado también a tratar de ayudar dentro de lo posible a la sociedad, a través de diversas acciones, como, por ejemplo: Apoyos a trabajadores de la construcción que se quedaron sin empleo durante el cierre de obras. Como muestra de la solidaridad ante los efectos de la pandemia, brindamos descuentos y prórrogas en el pago de rentas a nuestros clientes locatarios para mitigar dicho impacto sobre su actividad. Dimos facilidades para establecer módulos de pruebas de antígeno para la detección oportuna en favor de la población en los centros comerciales de los socios ADI.
En otros contextos, como lo fue el sismo de 2017, los socios ADI brindamos apoyo durante y posterior al siniestro, aportando equipos, recursos materiales y humanos para la atención de la emergencia, y posteriormente apoyamos los trabajos de supervisión y rehabilitación de edificios dañados.
También apoyamos diversas iniciativas en favor de la sociedad, entre las que destacan Construyendo y Creciendo, que nació hace 15 años y que hoy integra el esfuerzo de varios socios ADI para fomentar la educación de nuestros trabajadores de la construcción, logrando elevar su promedio de escolaridad de 5 años -promedio nacional- a 7.7 años. Esto impacta positivamente en su calidad de vida, al adquirir habilidades intelectuales, laborales y de otro tipo que son de gran utilidad para su desarrollo profesional y humano.
Con la fundación Ver Bien Para Aprender Mejor, se ha dotado de lentes a trabajadores de la obra a los cuales se les hace un examen visual y en caso de necesitar lentes, se les dan facilidades para pagarlos, además de ofrecer un precio muy accesible para ellos.
Con la Fundación Youthbuild, que apoya a jóvenes vulnerables en la formación de habilidades para la vida y su empleabilidad, la ADI trabaja de la mano para acercar a los jóvenes a las obras de nuestros socios para que conozcan de primera mano la experiencia de estar en una obra, conocer los diferentes oficios y carreras que se necesita en el sector y así puedan concebir su plan de vida.

Cambiando de tema, ¿cómo ve la ADI el panorama del desarrollo inmobiliario de México en los actuales momentos, tomando en cuenta la situación generada por el Covid-19?
En el sector desarrollador estamos a la expectativa de cómo va evolucionando el panorama y la economía para los siguientes años. Desde la ADI estamos viendo que nuestras inversiones se están reactivando y la mayoría de nuestros socios están en un proceso de consolidar todos los proyectos que tienen en marcha. Desde la asociación vemos que el periodo de 2020 al 2022 será un proceso de consolidación de todos los proyectos, y estaremos haciendo inversiones puntuales partir de la terminación de los que ya están en marcha. Estamos trabajando para salir adelante de la crisis que dejó la pandemia para reactivar hoteles, centros comerciales, oficinas, recuperar los empleos perdidos y reactivar la economía del país.

¿Por último, cómo ve la ADI las políticas actuales del Gobierno Federal y en la CDMX, respecto a impulsar un mayor desarrollo e inversión inmobiliaria?
Desde la ADI hemos visto una actitud de apertura y colaboración por parte de las autoridades. Hemos tenido reuniones con secretarios federales, gobernadores, diputados y senadores para trabajar de la mano en la recuperación de la economía nacional, retomando actividades con estrictas medidas sanitarias para reactivar el empleo del país. En ese sentido tenemos el claro ejemplo de lo que está pasando en la CDMX, donde hemos visto y reconocemos la apertura al diálogo de la Jefa de Gobierno y de su gabinete para generar condiciones de certeza, seguridad y confianza. Muestra de ello es ha sido Plan de Reactivación en el que participamos, el cual considera varias facilidades administrativas que nos han permitido detonar oportunidades de inversión en la Ciudad.
Los más de 23 proyectos (no todos de socios ADI) en el Corredor Reforma podrían detonar una inversión de 2 mil millones de dólares y la creación de más de 8 mil empleos. Hay 10 proyectos de reconversión de oficinas a proyectos habitacionales y de usos mixtos en las Delegaciones Miguel Hidalgo, Cuauhtémoc y Cuajimalpa.  Hay otros 25 proyectos habitacionales, de usos mixtos, oficinas, hoteles, hospitales e industriales en las Delegaciones Álvaro Obregón, Benito Juárez, Coyoacán, Cuauhtémoc, Gustavo A. Madero, Iztacalco y Miguel Hidalgo, con una inversión estimada adicional de más de 3 mil millones de dólares y la creación de 12 mil empleos.

AMPLIA EXPERIENCIA PROFESIONAL 
María José Fernández, Directora General de la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI), cuenta con una amplia experiencia profesional en el sector público y privado. Fue Directora Ejecutiva de la Cámara de Comercio México - Estados Unidos, en Nueva York, en donde promovió la relación comercial entre ambos países. Colaboró en la Oficina de Turismo de México en Montreal, Canadá, donde trabajó activamente para promover y fomentar la inversión en el sector turístico de México. Durante varios años trabajó en Edelman Public Relations en México y Nueva York implementando estrategias de comunicación, marketing, manejo de crisis y coordinación de eventos. 
Desde 2013 es Directora General de la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios, ADI, tiempo en el que ha logrado institucionalizar a la asociación, volviéndola un referente obligado cuando se habla del desarrollo inmobiliario en el país, incrementando la membresía en un 100%.
Al frente de la ADI creó un equipo sólido y profesional para fortalecer el cabildeo con las autoridades de todos los niveles, posibilitando la creación de mesas de trabajo entre los asociados y jugadores clave del sector, para agilizar el seguimiento de los proyectos, además de lograr un puntual seguimiento con los congresos federales y locales para revisar y legislaciones adversas y hacer propuestas. María José fue incluida en la lista de las 100 mujeres más poderosas de México en 2021 de la revista Expansión.